ha muerto mi mascota qué puedo hacer parta sentirme mejor

A un año de la desaparición de mi gato Kailo, el mal de pérdida prosigue igual que el primero de los días. No puedo charlar del tema sin irrumpir a llanto y rememorar ese día de descenso. Es como una película que tengo que se encuentra en mi cabeza. Una película donde puedo rememorar todos y cada uno de los hechos de ese día, particularmente las últimas horas antes de la eutanasia. Su mirada triste en el momento en que yo llorando le charlaba y él estaba en una jaula con un suero en la oficina de la veterinaria. Era tal y como si él tuviese aguardando a que se decidiese el futuro. El día de hoy Kailo descansa y ahora no posee mal. Yo quisiese no tener mucho más mal en mi corazón. Para la gente que no tienen idea de la narración de Kailo tienen la posibilidad de ir al K-Blog y leer mucho más. Para las que se identifican con lo que he pasado o estén pasando por ese instante tan fuerte, tienen la posibilidad de leer el producto que hace aparición en el final.

En el momento en que la culpa se enquista

En las situaciones de suicidio de un familiar, es recurrente que la culpa ensucie a toda la familia y rememoren los hechos mucho más próximos al suicidio en pos de lo que lograron mudar, o de las probables señales que no percibieron.

Por norma general, la familia no realiza la culpa hasta el momento en que entiende verdaderamente que las resoluciones, las diálogos, el día a día, etcétera., se marcha creando con la información que contamos en ese instante, que es imposible adivinar el futuro y que actuemos según lo que entendemos en este momento.

EL CAMINO DEL DOLOR EN EL SOSECO INTERIOR

“Con escasos seres tenemos la posibilidad de tener una cercanía mayor que con los animales que viven con nosotros, a los que observamos cada día, a lo largo de muchas horas y muchos años . Son nuestra familia mucho más próxima. Un perro o un gato se quedan en casa en el momento en que cierras la puerta durante la noche”, apunta.

“Su sepa se va a hacer que se encuentra en este país todos los días y se extenderá por todo nuestro hogar. De ahí que su pérdida es dura y el consiguiente desafío sea un desarrollo bien difícil”, remarca.

Diversos tipos de elementos para enfrentar el desafío

Unas líneas mucho más arriba charlábamos del Espacio Itaca. Hablamos de un centro en Zaragoza donde terapeutas y psicólogos proponen soporte en los procesos de desafío. Tienen una capacitación concreta para lidiar con la pérdida de animales. No es requisito abochornarse para sentir la necesidad de recibir asistencia y si ves que tras múltiples meses tras la desaparición de tu perro prosigues tan perjudicado que esto influye en tu día a día, esta clase de conjuntos de acompañamiento podrían ser realmente útiles. Si escoges llevarlo de manera individual, ten en cuenta que en ningún instante tienes que sentirte abochornado por el padecimiento que andas sintiendo. Tu perro fué un enorme compañero para ti y es lo mucho más habitual de todo el mundo extrañarle o plañir por la pérdida. Si lo precisas, coloca expresiones sobre tu mal, asimismo puedes catalogar fotografías o recuerdos. Los mucho más tradicionales lo van a hacer en una caja o libreta y los fanaticos del planeta digital tienen la posibilidad de llevarlo a cabo aun en Internet. Hay una comunidad para rendir un último homenaje a nuestro peludo. Tenemos la posibilidad de subir fotografías, vídeos, necrológicas y prender candelas virtuales en su memoria.

Ciertos tienen mucho más talento que otros en el momento de redactar algo emotivo sobre el perro. En 1981, en el momento en que el actor Jimmy Stewart dedicaba estas lindas expresiones para su amigo Beau en un programa de televisión, mucho más de uno (comenzando por sí solo y el presentador) debió parpadear varias ocasiones para retener las lágrimas:

) ¿La cremación es una alternativa?

Evidentemente. Cada individuo puede elegir de qué manera desea que sea la despedida de su mascota. Más allá de que la opción de la cremación de animales está muy popularizada en países como USA, en otros no es todavía una alternativa bien conocida.

No obstante, es requisito admitir que la incineración de mascotas es una práctica poco a poco más usada. Si deseas almacenar los restos de tu mascota en un ubicación próximo a ti, los servicios de cremación de las funerarias de perros y mascotas va a ser tu opción mejor.

Deja un comentario