como superar la muerte de tu mascota con otra

En el momento en que encaramos la desaparición de un perro, lloramos muchas otras pérdidas, como una época de nuestra vida que acaba, los instantes contentos que vivimos juntos, o los vínculos que nos llevó a hacer con otra gente. Le hemos acompañado en sus procesos vitales, viéndole medrar, madurar y transformarse en un adulto mayor, y nos dedicamos un amor incondicional a lo largo de varios años. Conque es habitual sentirse apático, perder el apetito y presenciar una tristeza que puede alargarse a lo largo de meses.

¿Qué llevar a cabo si se muere tu perro? Es primordial posibilitarse plañir y expresar el mal por dejar en libertad estas conmuevas tan bien difíciles. Bastante gente que no han alcanzado este nivel de conexión con una mascota, no tienen la posibilidad de entender ese sentimiento, conque lo destacado es buscar la compañía de gente que conviva con animales, que hayan pasado por lo mismo, que nos comprendan sin juzgarnos y nos reconforten con su acompañamiento. Charlar con alguien de nuestra pérdida es el paso inicial para su aceptación.

De qué forma sobrepasar la desaparición de tu mascota

Estos son múltiples consejos a fin de que consigas llevar de la manera mucho más sana viable la desaparición de tu mascota sin ahogarte a la pena:

  1. Tu mal es habitual. No debe inquietarte el hecho de estar triste por la desaparición de tu mascota, puesto que pasar varios años con ella provoca que sea una pérdida muy dolorosa. Lo que sientes es lógico.
  2. Acéptalo. Sé sincero contigo. Andas triste, no niegues tu mal. Lo antes posible lo admitas, antes superarás el desafío.
  3. Dialoga. No ocultes tus sentimientos ni evites charlar del tema, por el hecho de que es precisamente lo que hay que realizar: desquitarse con un individuo cercano o alguien de seguridad para lograr superarlo. Llora si lo precisas. Admitir y organizar los sentimientos y pensamientos te resultará de mucha ayuda.
  4. Redacta un períodico o haz un álbum. Poner por escrito tus conmuevas y también ideas es otra forma de expresarte, así sea en un períodico, escribiendo un poema, una canción… Asimismo puedes dibujar o llevar a cabo un álbum de recuerdos con fotografías
  5. Ignora qué comenten el resto. «Si solo era un animal», ¿de qué forma lo pasarás tan mal por la desaparición de una mascota?», «si bien fuera un individuo». Indudablemente te halles con personas que no comprendan con lo que pasas en tanto que jamás tuvieron mascota. No merece la pena enojarse con ellos. No permita que sus comentarios le afecten y recuerde que hay muchas personas que está tolerando exactamente la misma situación que tú.
  6. Despídete de tu mascota. Si lo precisas, ciertas opciones son sepultar a tu animal o incinerarlo, así sea en fincas, montañas… En verdad, hay cementerios de animales.
  7. El problema del sacrificio. En ocasiones no hay mucho más opción que sacrificar a tu mascota por el hecho de que está tolerando y de esta forma lo recomienda el veterinario. Tú eres quien tiene la última palabra, quien escoge. Pero ten en cuenta que no es justificable extender su padecimiento por no estimar perderla. Además de esto ver de qué manera tu mascota se marcha apagando es durísimo. Piensa bien si andas o no dispuesto para presenciarlo. No eres peor si no te quedas a verlo y, en verdad, es comprensible.
  8. Contarlo a los pequeños. Sincerarte con los pequeños pequeños es bien difícil y es algo que está en tus manos. No obstante, si decides decirlo, sé completamente sincero con lo que le pasó a la mascota y usa las expresiones correctas. Un «se fué» puede ocasionar esperanzas de que vuelva cualquier día. No ocultes tus sentimientos en el momento en que ellos estén enfrente y que ellos tampoco oculten los suyos.
  9. ¿Tener o no otra mascota? Es una pregunta que seguramente te pasó por la cabeza y en frente de la que no tienes contestación, por el hecho de que no tienes idea si es una gran idea. Ten claro que, para hacer nuevos vínculos cariñosos con otro animal, antes tienes que sobrepasar el desafío frente la desaparición del previo. Como recomendación, no lo realice si aún no lo superó. Es un fallo muy habitual usar otro animal para procurar reemplazar al que se fué. Además de esto, cada integrante de la familia puede requerir tiempos diferentes para sobrepasar el desafío y estimar tener otra mascota novedosa.
  10. Atención si introduce una exclusiva mascota. Si convives con mucho más animales en la vivienda, van a tardar en acostumbrarse al nuevo miembro de la familia. Vas a deber tener paciencia al comienzo hasta el momento en que permanezca un equilibrio.

¿Qué es la inflamación?

La inflamación es la manera en que su cuerpo lo resguarda. En el momento en que descubre riesgo, el sistema inmunológico manda una señal a su ejército de glóbulos blancos para batallar un patógeno invasor o sanar una lesión. Esto causa síntomas como enrojecimiento, calor o voluminismo gracias a una lesión o infección.

La inflamación aguda (en un corto plazo) es un mecanismo de defensa —útil y preciso— y la manera en que su cuerpo se cura a sí mismo. En la mayoría de los casos desaparece en cuestión de horas o días conforme su cuerpo se está recuperando.

Lo que importa es lo que sientes, no lo que te comenten el resto

Frente la desaparición de un animal, o un animal de compañía, semeja que el desafío no está tan ratificado ( y se invisibiliza en parte importante, tal y como si no tuviésemos tanto “derecho” a plañir la pérdida de nuestro animal) como sí lo están otro género de duelos.

Quizá recibas por este motivo comentarios que invaliden tus conmuevas, como “no hay por consiguiente”, “solo era un perro”, etcétera. Son comentarios que no asisten nada, que duelen y que hacen que las conmuevas de valencia negativa sean aún mucho más hegemónicas en nuestro estado sensible. Ten en cuenta que tienes derecho a sentirte de qué forma te sientes.

No padezcas innecesariamente

Quizás a lo largo del desafío te sientas atraído con las tentaciones de ver viejos vídeos o fotografías al lado de tu mascota. Es conveniente que hasta el momento en que no estés mucho más permanente emotivamente no lo hagas. Y si tener su cuna, juguetes, cuerdas y otros en el hogar te piensa añoranza o mucha tristeza, dales a un cobijo o alguien que lo necesite. Tu mascota siempre y en todo momento va a estar en tu corazón, no es requisito sostener sus pertenencias si estas te hacen padecer.

Algo mucho más esenciales que puede llevar a cabo tras la desaparición de una mascota es charlar de los sentimientos. Halla a alguien que te escuche y te deje expresar lo que siente. Puede ser un amigo, un familiar, un terapeuta o cualquier otra persona con la que te sientas cómoda para charlar. Es esencial tener a alguien con quien charlar que entienda con lo que pasas.

Deja un comentario